• Curiosidades

    ¿Por qué las escorts no cambian de empleo?

    Tendemos a pensar que ser una escort es algo terrible que sólo se hace cuando no queda otra opción en la vida. Sin embargo, son muchas las mujeres que prefieren ser putas de lujo en Barcelona antes que desarrollar otro tipo de tareas a nivel profesional.

    Así pues, si has entrado aquí, es probable que no conozcas los motivos que llevan a las escorts a mantener su trabajo actual y por lo que están contentas con lo que hacen, por lo que vamos a enumerarte las principales ventajas:

    -El dinero que se gana está muy bien. Sin lugar a dudas, el dinero que puede ganar como acompañante es incomparable al ingreso que generará al trabajar en una jornada normal de un día en una oficina. Saber que puedes ganar la misma cantidad de dinero durante un encuentro que te podría llevar toda la semana hacer un trabajo tradicional hace que esto suponga la máxima ventaja.

    -Puedes trabajar en un horario flexible. A diferencia de una carrera estándar en la que puedes estar en una jornada de 8:00 a 17:00, y con suerte, el horario de escort puede ser mucho menos rígido. Una vez que tengas una base de clientes establecida, generalmente puedes establecer tu propio horario, dejando espacio para pasar tiempo con tu familia y amigos. Tú decides qué días tienes fiesta, cuándo terminas antes o empiezas más tarde, cuándo te vas de vacaciones, etc.

    -Ser escort es adictivo. Muchas acompañantes se emocionan al conocer a un cliente por primera vez. Al igual que ir a una primera cita o experimentar un primer beso, una escort experimenta una descarga de adrenalina al reunirse en secreto con sus clientes. Aunque se trata de una profesional, por la que no hay romance ni amor como tal, es emocionante que te lleven a una cita a cambio de dinero. Además, saber que su belleza, ingenio y encanto ha atraído a clientes que están dispuestos a gastar su dinero duramente ganado solo para pasar tiempo con ella le da una gran sensación de poder y seguridad en sí misma.

    -Eres tu propio jefe. Cualquiera que haya trabajado para un mal jefe puede apreciar el alivio que es trabajar para ti mismo. No tienes que pedir permiso ni rogar para que te paguen a tiempo.

    Y éstas son sólo algunas de las principales ventajas. Si preguntásemos directamente a una escort, seguro que nos sabría decir muchas más.

  • Curiosidades

    Consejos sexuales para encuentros más excitantes

    Muchas parejas encuentran estancada su vida sexual. Algunas, creen que hacer un trío o citarse con escorts en Barcelona les puede ayudar a reavivar la mecha. Y aunque se trata de dos buenos planes, hoy queremos darte algunos consejos para mejorar tus encuentros íntimos con tu pareja.

    Consejo Sexual No: 1

    En primer lugar, el truco para tener buen sexo es tener el estómago vacío. Quieres estar hambriento tanto en mente como en cuerpo. Puedes darte un pequeño refrigerio, toma un vaso de vino y habla con tu pareja.

    Evitando la comida pesada y el letargo que a menudo tiene lugar después, te sentirás muchi más cómodo durante el sexo.

    Consejo Sexual No: 2

    Prueba esta interesante sorpresa. Envía a su pareja a hacer un recado rápido o fácil y, cuando él o ella se haya ido, coloca una cuerda o cinta en el interior del pomo de la puerta. Deje que la cinta fluya hasta el dormitorio donde estarás esperando.

    Consejo Sexual No: 3

    Además de la sugerencia y el truco sexual anteriores, recuerda comprar un juguete sexual nuevo. Átalo con un lazo y ponlo debajo de la almohada. También piensa en probar un nuevo lubricante sexual para cualquiera de los dos o para ambos.

    Consejo Sexual No: 4

    Pon sábanas limpias, toma una buena ducha caliente y pídele a su pareja que te acompañe en la ducha. El truco sexual es enjabonarse mutuamente, tocarse entre sí para que puedas tener un buen juego previo en la ducha.

    Consejo Sexual No: 5

    Sé más vocal. Di a tu amante exactamente lo que quieres que te haga y luego deja que haga lo mismo y te diga lo que quiere que le hagas. No temas hacer ruido al gemir o gritar el nombre de tu amante. Cuando haces sonidos, aumentas tanto tu sentimiento de excitación como el de tu pareja.

    Consejo Sexual No: 6

    Haced realidad vuestras fantasías sexuales. En realidad, este es uno de los mejores trucos que puedes poner en marcha, ya que os sentiréis muy excitados con ella.

    Con estos consejos, seguro que caldearás el máximo el ambiente en tu alcoba.

  • Curiosidades,  Inicio

    ¿Hay que lavar las sábanas después del sexo?

    Seguramente, te lavas las manos después de ir al WC y te duchas cada día o, como mínimo, cada dos días. Sin embargo, es posible que haya algo que no estés lavando tan a menudo: tus sábanas.

    No te sientas mal. Pero ten en cuenta, por ejemplo, que en locales como Felina Barcelona, donde profesionales del sexo y sus clientes se encuentran, se deben lavar las sábanas con cada uso, por motivos obvios.

    Por lo general, y según diversos estudios, las mujeres esperan una media de 19 días para lavar su ropa de cama, mientras que los hombres la mantienen durante 29 días, lo que significa una vez al mes.

    La regla general es lavar tus sábanas una vez a la semana, sin importar lo que hagas o no hagas en ellas. Porque incluso cuando duermes en pijama, acumulan una carga nocturna de células muertas de la piel, sudor, polvo y posiblemente incluso pequeñas cantidades de otros fluidos corporales.

    Pero si has mantenido relaciones sexuales, ¿eso cambia la regla de una vez por semana? «Si se trata de un compañero habitual, cambie las sábanas al menos una vez a la semana, y más si ha habido manchas obvias», dice Kim Langon, ginecóloga.

    Los fluidos pueden producir bacterias, lo que posiblemente desencadene problemas de la piel e infecciones. «Si una mujer está en su período, puede haber sangre», asegura la también ginecóloga Felice Gersh. «Probablemente, haya semen. O saliva. Y habrá fluidos vaginales «. También existe el potencial de materia fecal, si lleváis a cabo juegos anales.

    ¿Qué pasaría si tuvieras una aventura de una noche? Como probablemente no sepas nada acerca de los hábitos de higiene de la persona, cambia las sábanas después del encuentro sexual. Además, si vas a acostarte con otra persona, ten en cuenta que nadie quiere yacer en la misma cama donde otra pareja ha estado no mucho antes, ya sea que hayan dejado algún líquido corporal o no.